ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE ‘LATEBLOOMER’:

Ayer me contaba un amigo reportero gráfico que tuvo que cubrir el funeral, que Natacha fue enterrada en el sector de los “parias” del cementerio de la Tablada.

En primera instancia, el entierro fue rechazado en la parte judía del cementerio de Berazategui, para luego ser aceptado en la Tablada, pero en suelo no consagrado. El cuerpo fue lavado según la tradición, pero el rabino se negó a bendecir el féretro. Al parecer, a la cole Natacha también le resultaba un elemento incómodo.

Otra lavada de manos, la última ninguneada o tal vez una última jugada de parte del poder, ya que en principio el cuerpo ya no podría ser exhumado una vez puesto donde ahora se encuentra.

 

 

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!