ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE ANDREA

Que razón tenía Natacha. Esta mujer hace cualquier cosa por la cámara. Su hija debería salir corriendo del lugar donde la está poniendo. Con el discurso de madre abnegada y protectora de la familia cubre sus frustraciones de protagonismo mediático. Madre pulpo me la imagino entrando al cuarto donde su hija está teniendo sexo y dándole indicaciones de lo que debe hacer.

Su gracia, hablar como un carrero con frases como concha seca, hacete coger por el orto y humillar a puntita constantemente y ahora hacerla cómplice a la pobre piba de maltratar a su papá a vista de todos como si un cuerno fuera motivo de tanta degradación. Es muy patético el camino que estą siguiendo esta mujer que según mi hija adolescente es la típica vieja que se hace la pendeja, se hace amiga de tus amigos curte con ellos y avergüenza constantemente a los suyos. La nueva Silvia Suller.