ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE SR. FEUDAL

Ayer resultaba obseso la doble vara para el tratamiento de la noticia. Mientras que similar crimen en Villa Crespo hubiera servido para hacer rating por 3 días (no nos olvidemos cuanto exprimieron el feticidio de hace unos años en el mismo rating), por tratarse de la high society local, todo periodista antes de iniciar cualquier avance aclaraba que se trataba de “un hecho del fuero personalísimo de la familia”.

Por otra parte, la versión del pacto suicida también resulta una buena muestra de cómo se preparan (hasta para este tipo de casos) las clases altas.

Resulta llamativo que una pareja de padres se “suicide” ante el diagnóstico de una enfermedad terminal de un hijo, hay que ser muy conchudo egocéntrico para decidir no acompañarlo en su proceso… el pacto, en el mejor de los casos, quedaría para mas tarde.

Y como si fuera poco te pegás los tiros en un momento en que ese mismo hijo enfermo está en la casa ……. le estás endilgando una doble carga emocional. Todos los trascendidos son de muy dudosa justificación ….. pero los ricos no reconocen que tienen las mismas bajezas relaciónales que el resto de los mortales.

Todo muy oscuro.