ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE ANAR KEY

Hoy vi el video de Lydon y me acordé de los “seudopunkitos” que en los ochenta poblaban las capitales del mundo.

Contracultura fagocitada y casi muerta antes de nacer, todo lo que tenga llegada, indefectiblemente va a caer en manos de gente frívola y sosa, se me hace que la prueba de fuego de muchos artistas “anticomerciales” reside en medianamente desmarcarse de la ola que se los viene a tragar, llamese feminismo a la carta o cómo más les guste, zigzagueando como puedan, ya que la ola es enorme y no les pidamos mucho más.

Y ahí lo veo a Lydon, una opinión que debería ser tan intrascendente como respetable en los papeles y mirando un poco atrás hoy parece escandalizar y eso que ni siquiera erutó. joder.