ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE ANDREA

Son todos exactamente iguales. Este país demostró en esta pandemia que no hay partido político que zafé. Desde el momento que todos los políticos no tuvieron la decencia de bajarse un peso de su sueldo, mientras se rascaron las bolas durante 7 meses en los que privaron a la gente de trabajar hambreando más al país de lo que estaba , no se puede hablar de diferencia política alguna.

El presidente está ido como mi tía, chivado con la presión baja y vencido da entre miedo y låstima en la conducción de un país destruido. Ella, impoluta, en su enorme nube de pedos y el otro, Macri y sus chicos los cuales deberían llamarse a un eterno silencio chicaneando en cada asunto en lo que ellos fracasaron inicialmente y sin pandemia, pobreza, inflación, deuda . Todos unos inútiles sin vergüenzas. Cuando uno piensa que cada uno de estos parásitos son empleados nuestros y somos nosotros los que pagamos su sueldo no podemos menos que sentirnos unos pelotudos..

Siento dejadez en cada político que nos gobierna, ya ni les interesa justificar sus cagadas, el país parece una casa abandonada dónde la premisa es el sálvese quien pueda.