ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE PABLO L

La opinión pública no existe como tal, es mejor hablar de las opiniones públicas, en plural, simplemente porque si hablamos de algo que es PÚBLICO y no individual estamos hablando de algo POLÍTICO, y en el universal político no hay lugar para una única verdad política.

La opinión pública surge con el Estado moderno, junto con una sociedad civil separada del Estado.

Dentro del Estado moderno encontrábamos centros de formación de la opinión pública como salones, clubes, bares o cafés -que fomentaban la formación de la opinión pública mediante el diálogo racional- hoy reemplazados por la televisión.

De ahí la importancia de los foros de internet; twitter o LANP, entre otros, vendrían a ocupar esos centros de formación de la opinión pública. Un marxista diría con razón que en este caso, la opinión pública no es la opinión del pueblo, sino de la burguesía, es decir de los que tenemos tiempo de dialogar y expresar nuestras opiniones privadas en público. Es una verdad que hay que tener en cuenta sin por eso deslegitimar del todo a la opinión pública, que es preciada o debería serlo, teniendo en cuenta que la alternativa es la censura y el totalitarismo.

La formación de la opinión pública se enfrenta a varios problemas, entre ellos destaco dos: el primero es que los medios de comunicación masivos no desempeñan su función en dirección a una formación dialógica, sino en la manipulación de un público atomizado. Y el segundo problema es que el gobierno no publicita sus actos de gobierno de forma transparente, objetiva y neutral, sino que se realiza actos de propaganda.
Estos dos problemas fomentan una opinión pública sin formación y poco crítica.

Mientras existan la libertad de prensa y de expresión, pluralidad y centros de formación de la opinión pública autónomos al poder, me mantengo optimista. A veces me pregunto si estas condiciones de base siguen existiendo, o si la creciente irracionalidad de la opinión pública (que vemos en foros y redes sociales) y la profunda polarización política se van a llevar puesto todo.