ESTE TEXTO NO ES MIO SINO DE LJO

La fui a ver a noche. Tiene algo que me molesta bastante y esa incapacidad para ser aitoconclusiva. Deja un montón de tramas abiertas. Me parece chistoso que en su momento eso le criticaban a Lynch, pero él alcanza a mostrar hasta el enfrentamiento de Paul con la casa Corrino, la del Emperador. Si, sigo siendo de la escuela de que cada película, aunque pertenezca a una saga, debe ser autoconclusiva por lo menos en el conflicto específico que esa obra desarrolla. Además, a menos que seas un tipo de proyecto como El señor de los anillos, donde las tres películas se rodaron al tiempo y cuando el tráiler apareció ya te decían las fechas de estreno de las tres, en Hollywood las continuaciones nunca son seguras. Ahí está la saga Divergente: protagonistas populares, tres películas lanzadas con resultados mixtos, la cuarta se cancela. Confiarse en que habrá una segunda película o hasta una tercera para terminar de narrar es mucho.

En lo visual, pues me encantó y sinceramente no la sentí lenta. Los Atreides son carismáticos y cumplen su función de hacerte simpatizar con ellos. Los Harkkonen lucen letales, los Fremen generan misterio y te dan ganas de conocer al emperador. El sonido, como siempre en las películas de Villeneuve, es brutal. Como Nolan, el sonido es lo que te sumerge en el universo que te están contando. Por algo, ambos gustan de trabajar con Hans Zimmer.

La película, obviamente, es una película de su tiempo, o sea tiene que llevar un montón de cuotas raciales. En la película de Lynch, por ejemplo, todos son blancos. Acá la jueza del cambio es una mujer negra, cuando en la obra original es un hombre blanco, interpretado por Max Con Sydow y Shani no es una birracial como Zendaya, sino Sean Young, que es blanca. Pero agregaría que no veo tan claro que las casas dominantes sean todas concebidas como blancas occidentales en esta versión. Los Harkkonen son albinos y completamente deshumanizados. Al seleccionar a los actores hay desde un danés como Skarsgard, pasando por un hijo de filipino como Dave Bautista y siguiendo con Dastmalchian que tiene ancestros de todos lados: armenios, persas, irlandeses. Del lado Atreides de la vida más de lo mismo. Isaacs es guatemalteco y Momoa hawaiano. Solo Chalanes y Rebecca Ferguson son blancos de origen europeo. Sí, obviamente las casas nobles siguen un modelo eurocentrico y los Fremen son concebidos como la típica sociedad tribal del desierto, pero yo a Dune la veo más como una típica obra que traslada las historias de caballería de las sociedades feudales a un mundo en un futuro distante o en un universo paralelo. Y en este tipo de obra el mito de El elegido es muy fuerte. Siempre hay alguien que estaba destinado a ser, a liderar y a liberar. Eso es Paul Atreides, es el rey Arturo, es Aragorn.. Eso era Jon Snow si los D & D no hubiesen cagado el final. La revolución como la toma de consciencia de un pueblo oprimido es simplemente imposible. La Revolución siempre será liderada por un joven lleno de dudas que nació con el derecho de nacimiento adecuado y tiene grandes cualidades, pero está lleno de dudas y miedos. Bueno, creo que eso era todo. Me gustó, quedé con ganas de ver más, pero necesita demasiado de una o varias continuaciones y eso deprecia su valor.

EL LANPODCAST DE ESTA SEMANA ES CON JORGE PORCEL JR.

YouTube video

loveartnotpeople